Pau Gasol afronta, tras 13 temporadas en la NBA, una situación nueva para él. Después de dos años de rumores e incluso de un traspaso frustrado que llegó a hacerse público, el mejor jugador de baloncesto español de todos los tiempos elegirá su destino a partir del 1 de julio, fecha en la que quedará oficialmente libre. Aunque Los Angeles Lakers le ofrezca continuar, el ala pívot podría decantarse por otro equipo. A estas alturas de su carrera, él solo piensa en volver a ganar el anillo de campeón: se inclinará por un conjunto Vcon opciones de lograrlo a corto plazo. Nos lo cuenta en un fin de semana en California.

“¡Venga, nos jugamos los anillos!”, reta un simpático y bromista Mark Madsen, exjugador y campeón de la NBA –y, según nos cuenta, ex misionero mormón en Andalucía–, a Pau Gasol, una de las mayores estrellas de la liga de baloncesto más potente del planeta. En la cancha de entrenamiento de Los Angeles Lakers, el español responde divertido, entrando al trapo de la apuesta que le plantea uno de los entrenadores asistentes del equipo. “¡Los míos tienen más diamantes!”, ríe, y vacila en referencia a las joyas que le acreditan como doble ganador de la NBA en 2009 y 2010, los dos últimos títulos del equipo californiano antes de entrar en una espiral de desgracia que ya dura tres temporadas: las mismas desde que el legendario entrenador Phil Jackson, amigo personal de Pau y el técnico que más veces ha ganado la NBA (11, más otras 2 como jugador), dejara Los Ángeles.

Leer al completo en ElPaís.com | Descargar pdf | Pinterest | Fotografías de Dominic DiSaia

  • gasol01
  • gasol02
  • gasol03
  • gasol04
  • gasol06
  • gasol05